Buscamos acercar soluciones para la conservación y el uso sostenible del agua que satisfagan las necesidades de comunidades y ecosistemas no sólo en el presente, sino para futuras generaciones.

Hablar de agua es hablar de presente, pero sobre todo, es hablar de futuro. De un futuro que no puede esperar, que requiere nuestra atención inmediata.

El agua es un elemento clave del engranaje que mueve los ecosistemas. Y eso va más allá de sólo la vida vegetal y animal: significa también la vida humana, su desarrollo y su prosperidad.

Proteger nuestras fuentes de agua y utilizarlas de manera adecuada nos beneficia a todos. Desde la más pequeña planta hasta el campo agrícola a gran escala que provee alimento para miles de personas. Desde un pequeño poblado hasta las grandes ciudades, sus empresas y sus gobiernos.

Desde hace cinco años Fundación FEMSA invierte en proyectos enfocados en la conservación y uso sostenible del agua. Además aprendemos y compartimos prácticas exitosas en plataformas regionales que permitan ayudar a asegurar su disponibilidad, calidad y buen manejo.